¿Cómo elegir una caldera de gasoil?

¿Cómo elegir una caldera de gasoil?

Las calderas de gasoil son una estupenda alternativa que ofrece múltiples ventajas. A diferencia de otro tipo de calderas, son de fácil instalación y ofrecen un sencillo mantenimiento y eficiencia para tu hogar. Además, instalar una caldera de gasoil es especialmente útil en viviendas con espacios amplios o en aquellas que se encuentran alejadas de la ciudad.

Si estás pensando en instalar una caldera de gasoil puedes seguir las siguientes recomendaciones para elegir la caldera que mejor se adapte a tus necesidades:

  • Sistema de calefacción: considera si la caldera se conectará con un radiador o suelo radiante para determinar ciertas características y asegurarte de que ambos funcionen correctamente.
  • Tipo de caldera: las calderas se clasifican según varios criterios. En general, puedes elegir entre aquellas que funcionan únicamente para la calefacción o las que, además, calientan el agua sanitaria, conocidas como calderas mixtas. Otra característica importante a considerar es el tipo de funcionamiento, es decir, elegir entre calderas de gasoil de acumulación o bien calderas instantáneas. La decisión dependerá de las necesidades específicas de tu vivienda.
  • Características de la vivienda: este es quizás el factor más importante a tener en cuenta. Antes de comprar una caldera de gasoil ten presente las dimensiones y especificaciones de tu hogar para tomar la decisión más acertada.
  • Rendimiento y potencia: compara diferentes modelos y opciones según tus necesidades, tipo funcionamiento, consumo, producción, precio y dimensiones del equipo, relacionando todos estos elementos para que quedes satisfecho con tu elección.

Independientemente del tipo de caldera que elijas, podrás disfrutar de todas las ventajas de las calderas de gasoil: gran rendimiento al mejor precio, funcionamiento seguro, larga vida útil y rapidez.

En resumen, asegúrate de considerar todos estos aspectos como el tipo de vivienda, la zona en la que se encuentra ubicada, el número de baños o si la calefacción funcionará por suelo radiante o mediante un radiador.

Petrolis Figueres es la empresa líder en el suministro de gasoil a domicilio en el Alt Empordà. ¡Llámanos para hacer tu pedido al Tel. +34 972 505 608!

¿Cómo funciona un sistema de calefacción de gasoil?

¿Cómo funciona un sistema de calefacción de gasoil?

Las calderas de gasoil forman parte del sistema de calefacción de gasoil utilizando dicho hidrocarburo como combustible. En las claderas, el agua se desplaza por un circuito de tuberías que llega a los respectivos radiadores. En otras palabras, el combustible almacenado circula desde el tanque, hasta el quemador o cámara de combustión.

Los sistema de calefacción de gasoil

Desde la cámara de combustión, se distribuye en muchas pequeñas gotitas, lo que permite que el quemador emplee los electrodos para generar energía eléctrica, capaz de producir llamas controladas, quienes se encargaran de incrementar la temperatura del intercambiador de calor y, por supuesto, el quemador. En ésta zona se acota el humo de la combustión que circula a otra cámara hasta que se elimina.

Esta expulsión de humo debe realizarse adecuadamente y adecuarse a una serie de normas para que suceda de forma segura. Por este motivo, debe ser diseñada por un profesional preparado y certificado en el tema.

Ahora bien, por el intercambiador atraviesa el agua, la cual estará en contacto con las llamas y hará posible que recibas agua caliente en el grifo que abras, o se encargará de suministrarla a los radiadores.

Además, las calderas de gasoil disponen de funcionamientos muy variables. Por ejemplo, algunas de ellas se emplean para producir agua caliente destinada al sistema de tuberías, es decir agua sanitaria, otras se utilizan para alimentar los radiadores e incluso las de funcionamiento mixto, que se encargan de fusionar ambos mecanismos para proporcionar agua sanitaria y a su vez alimentar el radiador.

Así que las calderas de gasoil son una opción ideal que destaca por su carácter independiente, ya que no se suministra por red de distribución, y que cuentan con grandes ventajas asociadas con al precio, potencia, eficiencia energética, rendimiento y bajo coste de mantenimiento.

7 Trucos para ahorrar en calefacción

7 Trucos para ahorrar en calefacción

Para intentar minimizar el gasto en calefacción, te proponemos una serie de consejos o trucos para ahorrar en calefacción.

¿Cómo ahorrar en calefacción?

1. No utilices los radiadores como secadora. Aunque a veces pueda resultar tentador calentar la ropa poniéndola sobre los radiadores, esta es una práctica muy nociva. Tapar estos equipos imposibilita el normal flujo del aire y reduce su eficiencia notablemente.

2. Elige siempre la mejor tecnología. Si cuentas con un equipo o un sistema de calefacción muy antiguo, quizás te salga más rentable renovarlo. Si vas a comprar un equipo individual, busca aquellos con una mejor calificación energética (A+, A++ o A+++).

3. ¡Cuidado con las fugas! El correcto aislamiento es fundamental. Comprueba que el calor no se te está escapando por las ventas o la puerta. Hasta el 30% de las necesidades de calefacción se deben a pérdidas de calor.

4. Purga los radiadores. Después de meses de inactividad lo más recomendable es purgar los radiadores. Se recomienda que al inicio de la temporada de calefacción se saque el aire que se acumula en el interior de estos equipos para favorecer su correcto funcionamiento.

5. Busca la temperatura de confort; no te pases. Cada grado que subas la temperatura cuenta. Si necesitas poner la temperatura a 24 o 25 ºC es porque no estás suficientemente abrigado o tu sistema no funciona de forma apropiada.

6. Utiliza el sol para tu beneficio. La luz es calor. Durante el día, deja las persianas levantadas para calentar tu hogar con más facilidad.

7. Sácale el máximo partido a tu termostato. Cada vez más sistemas de calefacción pueden ser controlados con termostatos inteligentes. Aprovecha las programaciones horarias, ajusta tu sistemas a tu ritmo de vida y el de los tuyos.

¿Cómo optimizar el gasoil de calefacción en casa?

¿Cómo optimizar el gasoil de calefacción en casa?

Para optimizar el gasoil de calefacción en casa es importante tener en cuenta factores como el aislamiento de la casa y la ventilación. Además, las puertas y las ventanas deben estar perfectamente acondicionadas para que el calor no se filtre a través de ninguna rendija. De igual forma, puedes tener en cuenta estos consejos, claves para lograr un ambiente confortable.

Las calderas de gasoil deben estar bien supervisadas. Si están en mal estado o se programan inadecuadamente, podrías desperdiciar gasoil de calefacción en casa. Considera estas acciones para optimizar el gasoil de calefacción:

  • Mantén el quemador de gasoil en perfecto estado para permitir que el combustible se queme correctamente.
  • Regula el termostato interno para que la temperatura de la casa sea la adecuada. la temperatura no debe ser muy elevada. Por lo general, debe estar entre los 19 y 21 grados centígrados y, por la noche entre unos 17 y 19 grados.
  • Lo ideal es que la caldera cuente con un termostato de tipo programable, de modo que puedas controlar cuando iniciar y detener la calefacción.
  • Realiza como mínimo 1 vez al año una revisión adecuada con la ayuda de un técnico especializado en sistemas de calefacción.

Finalmente, recuerda que los radiadores también son muy importantes para optimizar el gasoil de calefacción en casa. Su instalación se distribuye por todo el hogar para mantener el calor deseado. Por lo tanto, lo ideal es purgarlos al menos una vez al año para que su rendimiento mejore considerablemente. También es altamente recomendable que dispongan de válvulas termoestáticas para regular la temperatura de cada habitación.

¿Cuántos litros necesito para mi caldera de gasoil para calefacción?

¿Cuántos litros necesito para mi caldera de gasoil para calefacción?

Existen diversos factores que influyen directamente en el consumo de litros de gasoil en una caldera de gasoil para calefacción. Estos pueden ser:

  • el tamaño de la caldera,
  • el nivel de eficiencia según el modelo de caldera,
  • el estado de mantenimiento y conservación de la caldera,
  • el tamaño de la vivienda,
  • la temperatura media habitual y
  • el aislamiento de paredes, techos y suelos.

Aun así, determinar cada uno de estos elementos para un acercamiento adecuado a los litros que podemos consumir no sirve de nada. Lo importante es enfocarse en el quemador y el tiempo de funcionamiento de la caldera para obtener un cálculo aproximado.

Si suponemos que la caldera de gasoil produce una cantidad de 20.000 kilocalorías de calor por hora, indica que su boquilla es de 0.5 galones por hora.

Ese medio galón equivale, aproximadamente, a 1.87 Kilogramos. Si consideramos que cada litro de gasoil equivale a unos 850 gramos, un total de 1.000 litros equivale a 850 kilogramos de gasoil. Así, podemos determinar fácilmente que estos 1.000 litros durarán, aproximadamente, unas 454 horas ininterrumpidamente.

Generalmente, la calefacción no se mantiene encendida durante todo el día. Por tanto, será necesario calcular el promedio de uso para conocer el tiempo real de la duración de los litros de gasoil que necesitamos.

Si tu caldera de gasoil para calefacción está encendida durante unas 6 horas al día, 1.000 litros de gasoil podrían durar unos 75 días aproximadamente. Es decir, un total de dos meses y medio. Como comentamos al inicio de artículo, también dependerá de otros factores como el tamaño de la casa y el modelo de la caldera de gasoil. Considera estos últimos factores, ya que pueden influir notablemente en los días de duración estimados.

En Petrolis Figueres puedes comprar gasoil de calefacción en Figueres al mejor precio. Contacta con nosotros en el teléfono 972 505 608 para hacer tu pedido.

Tipos de gasóleo para sistemas de calefacción

Tipos de gasóleo para sistemas de calefacción

El gasóleo es el gasoil que se utiliza habitualmente en motores y sistemas de calefacción. Su clasificación se realiza de acuerdo al sector de venta y uso. De igual modo, además de los colores y letras se diferencian por sus componentes. Estos elementos los diferencian uno de otros.

Los componentes principales del gasóleo son:

  • el aditivo, producto agregado
  • el destilado del combustible, para aportar detergentes que limpian los conductos por donde pasa el combustible
  • el azufre, mineral que se encuentra en el crudo y las parafinas y que dota de poder calorífico al gasóleo.
 

Gasóleo para sistemas de calefacción

 

Gasóleo A. Es de color amarillo empleado para vehículos automotores. Es más refinado y baja el consumo y efecto contaminantes. Además de aumentar la efectiva prestación del motor, protege la bomba y el sistema de inyección.

Gasóleo B. Gasoil de color rojo que se utiliza para maquinaria agrícola, pesquera, embarcaciones y vehículos autorizados como calderas de calefacción, agua caliente, etc.

Gasóleo C. Es el gasoil de color verde. Es el más económico y se usa en calderas de calefacción y equipos de producción de calor.

Los gasóleos A y B presentan propiedades similares, sin embargo no es así, se diferencian en los diferentes aditivos y también varían en la temperatura de ignición. En cuanto al gasóleo C, la prodestilación es más refinada que el B, aunque los dos son aptos para su uso en sistemas de calefacción doméstico.

En Petrolis Figueres puedes comprar gasoil de calefacción en Figueres al mejor precio. Contacta con nosotros en el teléfono 972 505 608 para hacer tu pedido.